Regeneración y Gestión de Residuos


Ante el cambio de tecnología y refrigerantes por motivos de normativas europeas (de CFC a HCFC o HFC), todo el trabajo necesario en infraestructura para los nuevos productos (HCFC, HFC), formación del personal implicado, mano de obra en reconversiones a estos nuevos refrigerantes....etc., sería inútil desde el punto de vista ecológico si las cantidades existentes en las instalaciones se vierten a la atmósfera.

Es por ello que KIMIKAL, consciente de la necesidad existente, y con mas de 20 años de experiencia en el sector, tomó la decisión en 1998 de diversificar su actividad principal desarrollando una nueva línea de trabajo como es la Regeneración y Reciclaje de refrigerantes y Gestión de Residuos lubricantes, amoniaco halones etc con autorización por la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía Nº AN-0065.

Nuestro ámbito de actuación se extiende a nivel nacional estando autorizados en el resto de las Comunidades Autonómicas como Gestores Transportistas requisito imprescindible para poder transportar el residuo desde las instalaciones del cliente a la planta de tratamiento de KIMIKAL.

Con el Servicio de Reciclaje y Gestión de Residuos de KIMIKAL conseguimos dar un servicio integral a nuestros clientes
, facilitando la obligación legal que tiene toda empresa de gestionar correctamente los residuos generados durante las operaciones de mantenimiento y revisión de aparatos o antes de su desmontaje o destrucción pudiendo así reutilizar parte del producto recuperado y tener la seguridad certificada de haber destruido el que no sea reutilizable así como los CFC cuya utilización esta prohibida.

El programa de Regeneración, Reciclaje o Destrucción de un refrigerante es el que a continuación se detalla.

 

 

Las prestaciones que KIMIKAL realiza a sus clientes a través de su servicio de Gestión de Residuos son:

Para el reciclaje eficaz de los refrigerantes recuperados se utiliza varias unidades de rectificación en columna de relleno de funcionamiento continuo, que permite separar el aceite, eliminar la humedad, partículas y acidez así como separar los incondensables permitiendo obtener producto en perfectas condiciones químicas para devolver al cliente cumpliendo con las especificaciones ARI700
La destrucción de gases refrigerantes se realiza mediante una combustión en horno rotatorio a una temperatura superior a los 1200 ºC. Después de esta primera combustión pasan a un deposito post combustión el cual se encuentra también a una temperatura aproximada de 1200 ºC sufriendo una 2ª combustión completa. Los vapores producidos contienen moléculas en estado fundamental las cuales se someten a un enfriamiento súbito mediante una corriente de nitrógeno solubilizandose a posteriori con agua, dando lugar a una formación de aguas ácidas las cuales se neutralizan con sales minerales para su posterior tratamiento biológico.
Las botellas utilizadas para la recuperación de refrigerante de una instalación deben estar homologadas y timbradas cumpliendo con el Reglamento de Aparatos a Presión (R.D 1244/1979). Normalmente estas botellas van dotadas con válvula de doble vía, que permite su incorporación a los sistemas de reciclaje fácilmente, y la posterior limpieza de envase. Están pintadas de verde para evitar la confusión con otras botellas de refrigerante, lógicamente han de soportar la presión de los gases que van a contener. Las botellas de recuperación no deben sobrecargarse de residuo por que podría originar perdidas por la válvula de seguridad del recipiente debido al aumento de presión del mismo. Por norma general no conviene sobrecargar las botellas mas de un 85% de su capacidad.

Los residuos se transportan por carretera de acuerdo con el vigente Reglamento de Transporte de Materias Peligrosas por Carretera (TPC), equivalente al ADR y mediante camión autorizado en la Comunidad Autónoma del cliente como Gestor Transportista de Residuos.

Los residuos de HCFC y HFC que llegan a Kimikal procedentes de clientes se analizan en el laboratorio de Control de Calidad con el objetivo de estudiar la viabilidad en el proceso de regeneración o reciclado del producto. Este estudio de viabilidad comprende un análisis químico de pureza y composición del refrigerante, determinación del contenido de humedad y acidez presencia de incondensables así como el estudio de cloruros y residuo no volátil.

En paralelo al control de proceso de un residuo Kimikal desarrolla una documentación general obligatoria sobre la base de una legislación vigente. documentación que consta de:

Documento de aceptación: En contestación a la solicitud de admisión realizada por el cliente de los residuos a tratar, Kimikal emitirá un compromiso documental escrito por el cual acepta los residuos de su cliente.

Notificación de traslado: Kimikal remitirá al menos con diez días de antelación al Ministerio de Medio Ambiente la notificación de traslado de los residuos de las instalaciones de origen del residuo a las instalaciones de tratamiento.

Documento de control de seguimiento: documento oficial emitido por Kimikal donde se indica las características del residuo a transportar, los kilos etc

Certificado de regeneración: Documento emitido por Kimikal en el que se indican los Kg de residuos gestionados la fecha de recepción y la gestión realizada a los mismos.